¿Conoces los derechos de los abuelos a relacionarse con los nietos?

Existen tres razones básicas por las que unos abuelos pueden perder el contacto con sus nietos, pese a que nuestro código civil dice claramente en su artículo 160.2 que sin causa justa no podrá impedirse al menor las relaciones con sus hermanos, abuelos, otros parientes y allegados.

  • Separación o divorcio de los progenitores del menor
  • Defunción de alguno de los cónyuges
  • Mala relación entre progenitores del menor y abuelos

Derechos de los abuelos

Así las causas justas se podrían entender como aquellas causas que resulten nocivas par el desarrollo del menor, tanto física como mentalmente. Con lo que para que un juez determine un régimen de visitas entre abuelos y nietos deberá prevalecer siempre sobre todas las causas el bien del menor.

Así todos los abuelos tienen el derecho de poder relacionarse con sus nietos y un juez, a no ser que exista una causa justa, como violencia o desatención reiterada siempre fallará a favor de que los abuelos se relacionen con sus nietos, basándose también en estudios psicológicos en los que se demuestra que la relación Abuelos/ nietos, favorecen al menor ya que los abuelos son capaces de transmitir valores positivos para el menor diferentes a los de los padres.

Régimen de visitas

El trámite a seguir por los abuelos para conseguir un régimen de visitas será la solicitud judicial de un régimen de visitas mediante demanda, con el fin de conseguir derecho a visitas de los menores, comunicaciones y estancia.

Dentro de este régimen los criterios del juez que lo dictamine tendrá en cuenta varias circunstancias como la edad de los menores, su lugar de residencia respecto a los abuelos, relación que exista entre abuelos y nietos etc…

El régimen de visita de los abuelos difieren bastante con el régimen de visitas de los progenitores, y suelen ser un fin de semana al mes, dos o tres días en las vacaciones de Navidad, excluyendo las cenas importantes como Noche buena o Fin de año, otros dos días en vacaciones de Semana Santa y otros tantos, a veces una semana, en las vacaciones de verano.

De todas maneras siempre será mejor para el menor que tanto los abuelos como los progenitores acuerden de buena fe cualquier régimen de visitas y que el menor no se vea implicado en tensiones que no le corresponden por su edad.

María Jesús Barreñada - Are2 AbogadosDesde Are2 Abogados siempre recomendamos la figura de un Abogado de familia. Contamos con un amplio equipo de profesionales especializado en divorcios, herencias, separaciones, matrimonios. Ofrecemos facilidades de pago y la primera consulta es gratuita. Llámenos y concierte una cita en nuestros Despacho de Madrid 91-5472525, 902-447722, 665508441, o a través del correo are2abogados.com

Recuerda que tu Primera Consulta es totalmente GRATIS

 

 

- No hay resultados

Califica esta publicación