Incapacidad Laboral

La incapacidad laboral se da cuando un trabajador no es capaz de realizar las funciones habituales de su puesto de trabajo.

Por lo tanto, esta incapacidad se encuentra estrechamente relacionada con la posibilidad de desempeñar un puesto de trabajo, más que con la gravedad propia de la enfermedad o dolencia.

Incapacidad absoluta e Incapacidad temporal

Existen diferentes tipos de incapacidad que explicaremos a continuación:

Incapacidad habitual

La incapacidad habitual ocurre cuando un trabajador se encuentra inhabilitado para el desempeño de las tareas propias de su profesión habitual por padecimiento de una enfermedad.

Y hace referencia a todas las tareas de desempeño de dicha profesión pero no para la realización de las tareas propias de otra profesión distinta.

Se entiende como profesión habitual aquella cuyas funciones viene desempeñando un trabajador de forma normal en el momento en que se produce la dolencia o padecimiento que le inhabilita para dicho desempeño.

Estas dolencias pueden ser producidas por un accidente de tráfico o accidente laboral o por una enfermedad, ya sea común o una enfermedad profesional.

Se considerará como profesión habitual aquella a la que el trabajador se ha venido dedicando durante los doce meses anteriores a la fecha de inicio de la incapacidad temporal de la cual deriva la incapacidad permanente.

El reconocimiento de la incapacidad permanente total se realizará teniendo en cuenta las limitaciones funcionales del trabajador en relación con los requerimientos y exigencias de las tareas que integran el desempeño de la profesión habitual con un mínimo de eficacia, rendimiento y consistencia.

Incapacidad temporal

Es un subsidio que trata de cubrir la falta de ingresos que se produce cuando el trabajador está imposibilitado temporalmente para trabajar y precisa asistencia sanitaria de la Seguridad Social.

La incapacidad temporal puede ocurrir por una enfermedad común o accidente no laboral o bien por enfermedad profesional o accidente de trabajo.

El tratamiento será diferente según cada caso, en caso de contingencia profesional será la Mutua de accidentes de trabajo que tenga contratada la empresa, la que hará el seguimiento de la baja médica y en caso de enfermedad será la Seguridad Social.

¿Se puede obtener la incapacidad total por fibromialgia?

Se trata de un trastorno músculo-esquelético que causa dolores musculares y de fatiga, de causa desconocida y evolución variable que origina distintos grados de discapacidad con un claro impacto sobre la calidad de vida.

Estos síntomas afectan de forma continua a la hora de trabajar ya que merma la posibilidad o de realizar pequeños y medianos esfuerzos

Las personas que padecen esta enfermedad también pueden tener otros síntomas como pueden ser, el síndrome de fatiga crónica, depresión, falta de memoria o dificultad para concentrarse.

Existen muy pocas sentencias que determinen que únicamente la patología de fibromialgia es constitutiva de la incapacidad permanente en grado de absoluta.

Los daños que sufre el paciente diariamente a consecuencia de esta enfermedad y que le impiden realizar cualquier tipo de trabajo tiene que ser demostrado mediante informes médicos, así como un médico especialista en el tema, capaz de transmitir la situación del paciente, las dolencias que sufre y como éstas le impiden la prestación de servicios de cualquier tipo.

Una vez demostrado y desde nuestro bufete el trabajador con fibromialgia  podrá optar a una Incapacidad Habitual asegurada.

Are2 Abogados | Bufete de Abogados | Derecho Laboral

 María Jesús Barreñada - Are2 AbogadosNuestro bufete los Abogados cuenta con una dilatada experiencia en el ejercicio profesional.
Se encuentran altamente especializados en las diferentes áreas del Derecho, formando un equipo multidisciplinar. Contacta con Are2 Abogados especialistas en Derecho Laboral.

Recuerda que tu Primera consulta es totalmente GRATIS

- No hay resultados

Califica esta publicación